¿El estrés y la depresión podrían reducir la eficacia de las vacunas Covid 19?

by Clementina Rodriguez

Hoy en día vivimos tiempos difíciles ya que desde hace un año sufrimos una pandemia debido al Covid 19, aunque empezamos a ver una luz de esperanza debido a que se empiezan a administrar las vacunas para poder combatirla. Ahora que se empiezan a administrar en nuestro país empezamos a escuchar muchas cosas y muchos mitos y por eso nos preguntamos  ¿Pueden el estrés y la depresión influir de alguna manera en la efectividad de las vacunas contra Covid-19? 

Para algunos sonará extraño, otros pensarán en el habitual intento de asustar a la población, pero en realidad es solo una advertencia, un consejo que viene de los expertos del Institute for Behavioral Medicine Research de la Ohio State University, autores de un estudio publicado en el Revista “Perspectivas de la ciencia psicológica”.

Los autores de dicho estudio quieren centrar la atención en los factores psicológicos que podrían afectar la mayor o menor efectividad de la vacuna Covid, explicando que problemas como el estrés, la ansiedad y la depresión podrían tener un efecto nocivo.

Aunque pruebas rigurosas han demostrado que las vacunas anti-Covid aprobadas hasta ahora en los EE. UU. (Pfizer / BioNTech y Moderna) son altamente efectivas para provocar una respuesta inmune robusta, la depresión, el estrés, la soledad y los hábitos poco saludables podrían ‘frenar’ la efectividad de las vacunas contra Covid-19.

Vacunas Covid 19 y depresión: una relación para saber

Estrés y depresión

Esta no es la primera vez que los expertos y los científicos explican que el estado de ánimo o los niveles de depresión pueden influir en la eficacia de las vacunas. Como explican los miembros de la Universidad Estatal de Ohio, este es un hecho ampliamente conocido en el campo de la medicina. Un fenómeno confirmado por décadas de investigación sobre el tema.

Como ocurre con otras vacunas, el llamado “efecto estrés” podría por tanto afectar también a la eficacia de la vacuna Covid. Pero, ¿cómo puedes evitar que esto suceda? Lo que debes haces es cuidar tu bienestar, tanto físico como psicológico.

Por tanto, los autores aconsejan consultar a un psicólogo ante la presencia de síntomas de depresión (paso que se debe realizar independientemente al Covid, si crees que padece este trastorno), y realizar ejercicio físico de forma regular. También recomiendan dormir bien durante las 24 horas anteriores a la inyección, para preparar el sistema inmunológico de la mejor manera.

Además de los problemas físicos que trae consigo el Covid-19, la pandemia tiene un efecto igualmente inquietante sobre la salud mental, causando ansiedad y depresión. Los factores de estrés emocional como estos pueden afectar el sistema inmunológico de una persona, comprometiendo su capacidad para combatir infecciones. Investigaciones anteriores sugieren que las intervenciones psicológicas y conductuales pueden mejorar la respuesta a la vacuna. Las intervenciones a corto plazo también pueden ser eficaces.

A la luz de esto, ha llegado el momento de identificar qué personas podrían necesitar intervenciones similares para ayudarles a mejorar su respuesta inmunitaria.

You may also like

Leave a Comment