¿Hambriento y enojado al mismo tiempo? ¡Detente!, es una mala combinación.

Respira profundo, relájate, trata de que poco a poco se vaya el mal humor y ¡no comas nada mientras estás furioso! La comida y el estado de ánimo se afectan mutuamente, así que lo mejor es estar relajado o neutral mientras vas a comer, ya sé que no es muy sencillo, pero hagamos un esfuerzo.

Si estás enojado, triste, frustrado o deprimido no te lances sobre lo primero que encuentres (porque no precisamente te encontrarás con una ensalada), no te des premios de consolación o comas chatarra para aliviar las penas. Elige comida que te ayudará a mejorar tu estado de ánimo, ¡sí! Hay comida que produce felicidad y ahora mismo lo veremos.

De acuerdo con algunos estudios al comer 8 porciones de fruta o verduras al día tendrás el nivel de felicidad que tiene una persona que encuentra trabajo, al contrario, si comes alimentos cargados de azúcar y grasas aumenta la depresión y la ansiedad.

Estos estudios también han demostrado que la dieta mediterránea, la cual incluye frutas, verduras, granos integrales y proteínas magras, puede ayudar a mantener a raya la depresión y a estabilizar el estado de ánimo.

Alimentos que te ponen de buen humor
Hay algunos alimentos más que pueden ayudar a que tu estado de ánimo mejor considerablemente:

Frutas y verduras: como ya comenté, las frutas y verduras elevan el nivel de felicidad. Come una manzana al día y no solo mantendrás alejado al médico, sino al mal humor y a la depresión.

Ácidos grasos omega 3: los encuentras en el pescado y en las nueces, y son una buena ayuda para mantener la depresión alejada de tu vida.

Chocolate: aunque tiene azúcar si eliges una pequeña porción te ayudará a mejorar tu estado de ánimo y a reducir la tensión. Escoge un chocolate oscuro y bajo en azúcar.

Trata de tener a la mano frutas, verduras, granos y frutas secas como el arándano, las pasas y nueces, por si en un arranque de mal humor te da hambre, pero más que nada aprende a controlar tu estado de ánimo y después, a comer se ha dicho, pero con inteligencia.